Viernes 13 negro contra el FCB

Acompaño texto del artículo publicado en el diario SPORT el 14 de marzo de 2015 comentando el Auto de Conversión en Proceso Abreviado de las Diligencias seguidas contra Sandro Rosell, Josep Maria Bartomeu y el FCB.

Téngase en cuenta que se trataba de un artículo de carácter divulgativo para un periódico deportivo. recomiendo por ello la lectura del Auto que tiene otros muchos aspectos interesantes que, por extensión y formato, no pudieron ser objeto de comentario.

Auto PA FCB

Viernes 13 negro contra el FCB

En fecha de ayer, viernes 13 de marzo de 2015, el Juez Pablo Ruz de la Audiencia Nacional dictó una importante resolución judicial acordando continuar el proceso penal contra el propio FCB, su anterior Presidente Alexandre Rosell y el actual Presidente Josep Maria Bartomeu.

El Auto (técnicamente denominado de prosecución del procedimiento abreviado) significa que el Juez da por acabada la instrucción (investigación sumarial) y emplaza por diez días a la Fiscalía para que concrete los términos de su acusación. Sin embargo, como ordena la ley (art. 779.1.4ª de la Ley de Enjuiciamiento Criminal), el Juez precisa ya contra quién podrá dirigirse dicha acusación y cuáles son los delitos que podrán perseguirse.

En este caso, el Juez Ruz determina que podrían haberse cometido tres delitos contra la Hacienda Pública (por los ejercicios 2011, 2013 y 2014) y un delito societario de administración desleal.

El Juez Ruz estima así que en el año 2011 se defraudaron 2.400.000,00€, 6.786.052,54€ en el año 2013, ambos bajo la presidencia de Rosell, y 1.915.322,84€ en el 2014 ya bajo la residencia de Bartomeu.

Los delitos tributarios se hallan castigados con penas de 1 a 6 años de prisión y multa del 100 al 600% (arts. 305 y 305 bis del Código Penal). Cada presidente debería responder del periodo de su gestión, sin perjuicio de la responsabilidad directamente atribuida al Club por los tres ejercicios (que podría comportar la imposición de otras multas). El Auto del Juez Ruz relata de forma detallada los diferentes contratos firmados para fichar a Neymar afirmando con dureza que los siete contratos aunque “fueron diseñados con diferente objeto”, “venían a encubrir o ocultar lo que en realidad constituía un mayor coste para el FCB”.

El Juez atribuye asimismo a Rosell la posible comisión de un delito societario de administración desleal al entender que las cifras reales del fichaje (que el Juez fija en 83.371.000€ “cuanto menos”) “fueron ocultadas por el Presidente” “y no se incluyeron en las cuentas anuales de la sociedad que fueron aprobadas en la Asamblea General celebrada el 5 de octubre de 2013”. Y, añade “a pesar de que varios socios preguntaron a la Junta Directiva por el coste real del fichaje de Neymar Jr. por el entonces presidente Sr. Rosell, se mantuvo que el coste fue de 57.100.000€”. El delito de administración fraudulenta (art. 295 CP) está castigado con penas de hasta 4 años de prisión y multa de hasta el 300%.

El Auto es recurrible por las defensas, aunque la experiencia enseña que con escasa posibilidades de éxito. Luego será el momento de que la Fiscalía concrete las exactas penas que solicita (y hasta qué punto da relevancia atenuante a las declaraciones complementarias presentadas por el FCB a las que el Juez Ruz califica de “extemporáneas”). Y posteriormente vendrán un nuevo Auto del Juez (abriendo formalmente el juicio oral) y los escritos de defensa, tras lo cual se señalará ya fecha para la celebración del juicio.

Por descontado que ir a juicio no equivale a resultar condenado, existiendo diversos e importantes argumentos de defensa. Lo que parece sin embargo inevitable es que el Presidente Bartomeu deberá encarar el proceso electoral soportando la penosa y asfixiante condición de acusado.

Jaume Alonso-Cuevillas Sayrol

Catedrático de Derecho Procesal de la Universitat de Barcelona

Abogado y Economista

Ex Portavoz del Tribunal Català de l’Esport

Miembro de la Comisión de Economía y Finanzas del Deporte del Col·legi d’Economistes de Catalunya